La salud mental y la actividad física cumplen un papel relevante, ayudan a mantener una vida saludable y una rutina de ejercicios para conservar el equilibrio en ambas esferas: la física y mental.

Por esa razón, Alejandro Soler, médico deportólogo de la Universidad de La Sabana, nos cuenta más sobre la relación entre la práctica del ejercicio y la salud mental, sobre todo en época de cuarentena.

¿Qué tan importante es la actividad física en cuarentena?

La actividad física regular es vital para mantenernos saludables. Está demostrado que es el mejor medicamento del mercado, pues previene enfermedades de tipo cardiovascular, como la hipertensión; metabólicas, como la diabetes y la obesidad, incluyendo entre ellas los síntomas emocionales e, incluso, ayuda a combatir la depresión y la ansiedad.


¿Hay alguna relación entre la salud física y la mental?

Claro que sí. De hecho, la Organización Mundial de la Salud (OMS) define la salud como un estado de completo bienestar físico, mental y social, y no solo como la ausencia de afecciones. Las asociaciones con estos riesgos son:

• Fallas en el cuidado de la salud mental, pues se pueden convertir en un factor de riesgo para las condiciones físicas crónicas.

• Las personas con trastornos mentales o síntomas psiquiátricos están en mayor riesgo de experimentar condiciones físicas crónicas. Las personas con condiciones físicas crónicas están en riesgo de desarrollar síntomas psiquiátricos (OMS).

Es fundamental que, para promover una buena salud mental, se incentive la actividad física regular, y se tengan una alimentación saludable y buenos espacios de soporte familiar y social.


 

¿La actividad física es un factor motivacional para las personas?

Las personas que practican ejercicio de manera regular tendrán beneficios sobre su salud física y un impacto favorable sobre su salud mental. Para lograr esta condición no es necesario ser un deportista de alto rendimiento; se recomienda una actividad física de intensidad moderada, con al menos 150 minutos de entrenamiento aeróbico semanal.


¿Cómo tener hábitos de ejercicio en casa?

La disposición y el mantenimiento de una rutina permitirán adaptar el organismo. En épocas de pandemia, deben evitarse las jornadas mayores a 60 minutos y con intensidades superiores al 80 % de la frecuencia cardíaca máxima.

Puedes realizar ejercicios aeróbicos mientras te encuentre en casa, como colocar música y caminar rápidamente por la casa, o utilizar las escaleras entre 10 y 15 minutos.

También son provechosas las actividades de fortalecimiento muscular, utilizando cualquier elemento en la casa con un peso. Se pueden encontrar formas de practicar ejercicios simples: sentadillas, abdominales; sentarse y pararse de la silla, flexiones de pecho, entre otros. Es importante recordar que siempre debe haber hidratación a la mano: tomar agua antes, durante y después del ejercicio.

Recuerda que desde #BienestarUnisabana se han dispuesto diferentes formas para seguir realizando estas actividades de manera remota- Puedes consultar la parrilla semanal, haciendo clic aquí.